Historia de Corina Lemunao, la “mujer gallina”, conmueve a todo Chile

Historia de Corina Lemunao, la “mujer gallina”, conmueve a todo Chile

La Fundación Revoso de Padre Las Casas, realiza múltiples acciones de apoyo social siendo una de éstas el Hogar de Ancianos donde Corina Lemunao –la “mujer gallina”– ha pasado sus últimos años.

Televisión Nacional de Chile acudió a La Araucanía para mostrarle al resto del país su emotiva historia. Contada por la periodista Patricia Espejo, la vida de Corina conmovió a todo Chile tanto por los tristes episodios que le ha tocado vivir, como por la esperanza que hoy a sus 53 años ha recobrado tras el reencuentro con uno de los hijos que concibió en los tiempos malos.

Porque no poder hablar, caminar con dificultad y un déficit mental evidente, provocó un rechazo entre los suyos manteniéndola por años en un gallinero en la cordillerana comuna de Lonquimay. Sin embargo, ser trasladada de esas precarias condiciones estuvo lejos de ser una solución, pues en Temuco fue abusada en el hogar en que estaba, lo que dio por resultado dos embarazos que ella aún recuerda.

No fue sino hasta el año pasado cuando internet y las redes sociales permitieron que uno de sus hijos, Sebastián, de 21 años, la ubicara en la Fundación Revoso desde Suecia, país donde se crió tras ser dado en adopción. Norma Carvajal, directora del hogar, señaló que “Sebastián me contactó, quería saber si Corina era su madre y viendo su foto no quedaba ninguna duda de que así era”.

Pronto estuvo en Chile, con un álbum de fotos preparado por su madre adoptiva que lo apoyó en todo el proceso y saldando una deuda con su pasado. Se vieron, el idioma y las dificultades de Corina no fueron impedimento para disfrutar de un momento inolvidable para ambos, emoción que se traspasó a todos quienes de alguna u otra forma estuvieron cerca.

Hoy Corina sonríe a diario al ver junto a su velador la foto enmarcada de ella y su hijo, y la tecnología sigue jugando a su favor. A través de la utilización de Skype, periódicamente lo puede ver, escuchar y abrazar virtualmente, espera con ansias el día y hora fijada para este encuentro que ni en sueños imaginó.

“Que ninguno se pierda”

La historia de Corina ha tenido un vuelco gracias al abnegado trabajo de quienes soñaron con dar un espacio a los más desprotegidos. La Fundación Revoso, nacida en 1995 de la visión de Norma Carvajal y su compromiso evangelizador, ha hecho no sólo milagros en Corina sino en también en todos los que ahí llegan.

“Para que ninguno se pierda”, fue la misión que les fue encomendada, lo que dio pie para en 2004 crear el hogar de ancianos que acoge a adultos mayores, los cuales fueron rescatados de situaciones de abandono. En 2008 se integraron los talleres laborales, entre cuyas iniciativas se encuentran cursos de costura, invernadero, artesanía y repostería.

Recientemente se sumó la “Cafetería de la Abuelita”, café-restaurante que ofrece colaciones, desayunos y almuerzos, con empanadas de horno de barro y que puede ser arrendada para eventos empresariales o cumpleaños. Estas instalaciones comenzaron recientemente a funcionar y, se espera, puedan generar ingresos para mantener a su personal y financiar otros gastos que del proyecto se deriven.

“Hemos desarrollado estos espacios laborales que permiten que quienes participen produzcan ingresos para sus propios hogares. Nuestra boutique con prendas exclusivas, la línea de ropa laboral que ofrecemos a empresas y los demás productos de Revoso, han sido diseñados y elaborados para ese fin y hechos, por supuesto, con mucho amor”, señala la directora, Norma Carvajal.

“Preferir un producto Revoso está llevando pan a la mesa de una mujer y su familia”, anuncia Revoso. Norma Carvajal los invita a todos, si necesita ayuda o puede ayudar, a participar de esta tremenda obra de Dios.

Revoso está ubicado en Huichahue kilómetro 1.5, junto al baipás de Padre Las Casas y se pueden contactar además a través de los fonos 45-921798 y 09-3199178 y el correo electrónico revosochile@gmail.com.

7 Comments

Deja un comentario